Consenso político para reclamar un tren litoral competitivo en la Costa

PP, PSOE, Ciudadanos e IU firman un documento para exigir la llegada del ferrocarril a Marbella y Estepona en un tiempo similiar al del coche

reunion-Torremolinos

Un momento de la reunión celebrada en Torremolinos. / E. MORENO

La llegada del tren a Marbella y Estepona es uno de los proyectos más demandados en las últimas décadas en la Costa del Sol. Si hace apenas dos semanas recibía el empuje necesario para sentar las bases de esta infraestructura con la inclusión en los Presupuestos Generales del Estado de 6,5 millones de euros para acometer los estudios previos, ayer los representantes de los diferentes partidos políticos firmaron un acuerdo forzados por la Plataforma por el Tren Litoral (formada por las patronales hotelera y de los constructores, empresarios y colegios profesionales) para reclamar no solo la puesta en marcha del futuro tren de cercanías sino que este lo haga de forma competitiva. En definitiva, solicitan “un trazado, con dotación económica y medios técnicos suficientes para lograr, en un plazo realista pero sin demora, que los trayectos se realicen en unos tiempos competitivos frente a otros medios de transporte ya existentes, como puede ser el vehículo privado o el autobús”.

Para ello, apuestan por que el tren litoral sea un medio de altas prestaciones y no una prolongación del cercanías y exigen una conexión directa desde la capital malagueña y el aeropuerto con Marbella y Estepona que pasaría además por una modificación del actual recorrido del cercanías hasta Fuengirola. “Si queremos que de Málaga a Estepona tarde un tiempo similar al del coche es necesaria una reforma en el trayecto de 45 minutos del cercanías de Málaga a Fuengirola ya que entonces no sería competitivo”, manifestó la portavoz de la plataforma, Violeta Aragón. “A día de hoy hemos conseguido ponernos todos de acuerdo en lo que creo que ya sabíamos que era la intención y necesidad de que esa infraestructura sea ya una realidad y en unos plazos breves”, agregó.

El acuerdo alcanzado por PP, PSOE, Ciudadanos e Izquierda Unida recoge también la petición de la plataforma para que esta tenga acceso a las alternativas que están en fase de estudio “para que se tenga en cuenta nuestra opinión acerca de lo que entendemos que necesita nuestra provincia” antes de que el Ministerio de Fomento elija una de las propuestas en septiembre. “Pedimos que a la mayor brevedad nos las muestren para que podamos conocer algunas líneas técnicas básicas y poder opinar previamente a al decisión”, demandó Aragón. Cabe recordar que el pasado mes de enero el ministro del ramo, Íñigo de la Serna, dio a conocer en Marbella cuáles serían los dos posibles recorridos, uno que discurriría en paralelo a la A7 con un recorrido soterrado casi en su totalidad y otro que seguiría el trazado de la autopista AP7, lo que supondría una inversión de entre 2.000 o 3.850 millones de euros, según el trazado.

Leer artículo completo en Málaga hoy